Navegación
Archivo de etiquetas:

Click10

La boda de Matilde

Os queremos contar cómo fue la boda de Matilde, pero antes de llegar a este día, hay mucho que decir de todo lo que pasó primero.

Conocemos a Matilde y a su familia desde hace tiempo, pero cuando se casó vino con un encargo muy especial. Quería que le arregláramos un vestido de 1922 que había encontrado en un anticuario. Según sus propias palabras Matilde “se había tirado a la piscina” cuando decidió comprárselo.

Nos contó cómo había entrado a una tienda de antigüedades llena de muebles en la que le habían dicho que tenían un precioso vestido de novia. Así que allí se fue y preguntó por él. Se trataba de un vestido de seda y encaje en color rosa champán. Todo de una pieza, sin un botón ni una cremallera. Nos contaba que se lo probó y le encantó. Tras pensárselo y volver a la tienda con su familia, decidió que quería casarse con ese vestido.

Reforzamos y restauramos el vestido por dentro, para que le diera estabilidad y resistiera la boda. El resultado fue un vestido espectacular, que como dice la novia “sobrevivió a ser lanzada 32 veces al aire”.

Matilde además llevaba un velo a juego con el vestido y una corona de calas pintada en oro viejo. Fue obra de Paula de Tocados le Touquet, según la novia “hace unas coronas que son un espectáculo”.

En cuanto a los zapatos eran de Franjul y del peinado y maquillaje se encargó Charo Palomo, que realizó un recogido muy acorde con el estilo de la novia. El ramo que llevó Matilde era de Verde Pimienta, un bouquet de colores otoñales.

La madre de Matilde también confió en Teresa Palazuelo para la elección de su traje.

Matilde y Juan se casaron el 9 de noviembre en los Jerónimos de Madrid. Fue una ceremonia preciosa y emotiva que todos los asistentes recordarán. Una vez convertidos en marido y mujer, la celebración continuó, esta vez en Viñuelas donde todo el mundo disfrutó al máximo.  El catering era de Mallorca y para la música, eligieron al DJ Mikey Pavón, además de una cantante que animó a todos los invitados.

Todo esto se puede ver en las preciosas fotos de que Click10 realizó. También para recordar este día, los novios eligieron a María Ballesteros y Nacho Ramos para el vídeo de la boda. El resultado fue precioso, y emocionante para los que lo ven.

Queremos agradecer a Matilde habernos contado todo este día y habernos hecho partícipes de su boda. También queremos desearlos toda la felicidad del mundo tanto a ella como a su marido.

 

La boda de Mónica

La boda de Mónica y Bernardo tuvo lugar el 13 de julio de 2013 en la provincia de Guadalajara. Una celebración única y preciosa que ella quiere compartir con todos nosotros.

 

Cuando Mónica vino a visitarnos por primera vez, nos comentó que no tenía una idea clara de cómo quería el vestido. Sí que quería que fuera elegante, favorecedor y que representara el estilo de la novia. La verdad que el resultado fue más que satisfactorio, el traje era sobrio, muy femenino y con mucha personalidad.

El vestido era en crepe seda, sencillo por la parte delantera, y con una espalda original, femenina que acababa en una cola muy ligera, cubierta de una capa muy fina de plumeti. A Mónica le sentaba como un guante, realzando su figura.

El velo que utilizó Mónica era de tul, rematado con encaje chantilly. Los zapatos que eligió la novia eran de Jimmy Choo en plata, con 11 centímetro de altura.

Y todo esto acompañado de las joyas, el anillo de pedida era de brillantes y zafiro. Los pendientes de brillante eran de la abuela de la novia y tenían un significado más que especial ya que son con los que se casó su madre. Y además el collar de la madre de Mónica, de brillantes haciendo flores que se puso alrededor de la cabeza. Mónica no podía ir más guapa.

Gema Ledesma fue la encargada del peinado, un recogido improvisado que conservaba el rizo natural del pelo de la novia, con un moño entrelazado atrás. En el caso del maquillaje, fue algo muy natural, donde se resaltaron los preciosos ojos de la novia. Una belleza natural.

Mónica y Bernardo se casaron en la Iglesia de San Miguel Arcángel de Alovera en Guadalajara. Una ceremonia preciosa, emocionante y en el que no faltó ningún detalle.

La madre de Mónica, vestida de Teresa Palazuelo

Ya convertidos en marido y mujer, se desplazaron hasta Valbueno, donde se realizó la celebración en la finca de los padres de la novia.

Para invitar a los asistentes al evento, se eligieron unas invitaciones de Mluz del Águila en tono blanco roto y verde aguamarina en el forro. Os dejamos la imagen para que veáis las acuarelas de la casa. Para que todos los invitados se enterasen, la invitación estaba en dos idiomas.

Una vez allí todo estaba en su preparado a la perfección. El catering de Mentidero de la Villa fue un auténtico éxito. Mónica nos contó divertida que le hubiese gustado probar el cóctel, pero que por los nervios no tenía hambre. Eso sí, la cena y la posterior re-cena fueron espectaculares.

En cuanto a la decoración, fueron Traffic Producciones los encargados en hacerla. Supieron sacar el máximo partido a la estancia. Además, todo esto se combinaba con las flores, en tonos verdes y rosados, sobre espejos y jarras viejas. Espectacular.

Y hablando de flores, el ramo que llevó la novia era de rosas de pitiminí blancas corrió a cargo de David de Floreale. Mónica decidió darle a su abuela el ramo, un momento muy emotivo de la celebración. Además del ramo de novia, se diseñaron ocho ramos pequeños que la novia entregó a sus dos hermanas, a cinco amigas y a una prima de Bernardo.  Otro de los momentos más emotivos fue la canción que los testigos de Bernardo quisieron dedicar a la pareja, “All Night Long” de Jason Mraz, ya que se trata de una canción muy especial para los novios.

La emoción, la felicidad, y el buen rollo se ven en las fotografías y en el vídeo que Click10 hizo de esta boda. Como también la música acompañó a que la gente se lo pasara genial. Primero el grupo cubano El Tumbao y después el Dj Jose Hita, que consiguieron que la gente no parara de bailar hasta las 7 de la mañana, hora en la que los autobuses ya se iban.

Nos contaba Mónica que la sensación de cariño, cercanía e intimidad que sintieron ese día es lo que más perdura en su memoria. Y es que pese a ser una boda grande, todo el mundo, tanto amigos como familia puso su granito de arena para acompañar en este día tan importante y feliz a la pareja. Una verdadera experiencia.

Queremos dar la enhorabuena a la pareja por este día, y les deseamos todo lo mejor. Además de agradecerles de todo corazón haber compartido con nosotros este momento tan especial.

 

 

 

 

Volver arriba